Magia de muchos quilates para tus mejores eventos 

Publicado el 10 marzo 2020 por Marta Sánchez
Condividi su Facebook Condividi su Twitter Condividi su Linkedin Condividi su Linkedin Condividi su Linkedin

Albert Llorens, ilusionista profesional nacido en Barcelona, se considera «afortunado», puesto que ha hecho de su pasión desde niño, su profesión y estilo de vida: la magia.  Cuando era pequeño en la escuela pidieron que los alumnos hicieran un dibujo de cómo serían de mayores y Albert dibujó un señor vestido con frac y cartas en las manos. Así que, de algún modo, desde pequeño supo que su destino sería la magia. Su abuelo materno sabía realizar un par de trucos de magia y, con él, empezó su afición. Estudió piano, matemáticas e idiomas. Pero, a su vez, pensaba en magia, al levantarse, al acostarse y durante todo el día, por lo que la única decisión posible fue arriesgarlo todo y decidir convertirse en profesional.

Aunque su identidad como mago podría remontarse a su niñez, a lo largo de los años, esta afición fue transformándose en su estilo de vida y, finalmente, se convirtió en su fuente de ingresos y profesión única. En ocasiones trabaja con colaboradores: personas que forman parte del espectáculo (ayudantes de escena, técnicos de sonido, luces…) como también asesores artísticos para montar un espectáculo. Como «núcleo duro» de la empresa, Albert cuenta con un equipo de cinco personas que siempre están allí en todo momento. 

Su especialidad son los espectáculos de magia de gran formato, con efectos sofisticados adaptados a las necesidades del cliente (a veces han hecho aparecer una motocicleta o un diente de excavadora). Sin embargo, le gusta combinar estos grandes números con magia de escena, participación del público y, cómo no, magia de cerca.

Albert, ¿cómo logras combinar tu profesión de matemático, la afición por el piano y el oficio de mago e ilusionista? ¿Cuál es el estilo de vuestras presentaciones? 

Desde pequeño supe que quería dedicarme a la magia, pero también es cierto que el piano era algo muy importante en mi vida (estudiaba de 6 a 8 horas diarias). Sin embargo, estudié la carrera de matemáticas porque era una materia que siempre me había atraído y se me había dado bien (soy medalla de bronce en las Olimpiadas Españolas). Acabada la carrera y, sintiéndome también desde siempre atraído por los idiomas, estudié un Máster en Traducción e Interpretación de conferencias, realizando prácticas en Bruselas en el Parlamento, el Consejo y la Comisión Europea. 

Todo este bagaje incide en mis espectáculos. La música es fundamental, y siempre tiene que concordar con la acción que se realiza, siendo a veces, protagonista del propio número. 

Por otro lado, hace unos años realizamos un espectáculo de magia que fue considerado como una obra de ciencia ficción, porque se describían teorías sobre el viaje en el tiempo y relatividad usando números de magia, y además era para todos los públicos. Una experiencia imposible de realizar sin la base de la carrera de matemáticas. 

Finalmente, los idiomas nos han permitido actuar en centros especializados, como las Alliances Françaises o Instituts Français de todo el país, así como Escuelas Oficiales de Idiomas y otros entes públicos y privados,además de ser el invitado especial para actuar en el Wonderground Magic de Las Vegas (Nevada), donde estuvimos durante 40 días ininterrumpidos. 

¿Qué instrumento o utensilio te gusta más usar para tu trabajo? ¿Por qué empezaste a usarlo y qué lo hace especial? ¿Me lo recomendarías también como principiante en el campo de la magia? 

Me gustaría desmitificar el uso de objetos «mágicos». La Magia es aquello que transmite el actor-mago y recibe el espectador. No tengo ningún instrumento fetiche, más allá del micrófono, que tantas veces debes usar cuando tu público empieza a ser numeroso. 

Sin embargo, sí que durante tu carrera aparecen algunos números que se mantienen. Hace más de 10 años creé un número de predicción (aparentemente, saber lo que pasará en el futuro). Es seguramente el número que más he realizado, y se hacía con una caja transparente cerrada bajo llave. Pero digo «hacía», porque hace menos de dos meses que este número evolucionó a la versión actual, mucho más limpia y efectiva y, sobre todo, mucho más personal.

Todo evoluciona y todo cambia, por lo que no puedes quedarte anclado a tus objetos o instrumentos. Si el mago eres tú, la magia la haces tú, no tus materiales (al menos, ésta es la idea que tienes que transmitir a tu público). Así que al principiante le diría, empieza a leer, estudiar, practicar y, sobre todo, presentar en público. 

Sólo el tiempo pasado encima de un escenario te dirá qué efectos y qué materiales son para ti y cuáles, no lo son tanto. Es como la película de Harry Potter: el mago no escoge la varita, sino que la varita escoge al mago. 

¿Cuál es la diferencia entre el público de un estudio de televisión o teatro y del que asiste a los shows privados? ¿Cuál creéis es vuestro reto personal en cada show de magia 

Cuando actúas en televisión estás actuando para los espectadores que te verán en sus casas así que tienes que tomar una decisión un tanto drástica y olvidarte de las personas que hay de público en el estudio. Suena triste y lo es, pero el producto final es para el espectador que te verá a través de la pantalla. Por lo tanto, las reacciones y las interacciones con el público pasan a ser un segundo plano en tu trabajo (el regidor y el técnico serán los encargados de transmitir estas sensaciones a través de los planos de cámara y montaje). 

En cambio, cuando actúas en directo, lo único que importa es el público. Más allá de los números que realices o el texto que les pongas, tu valor como actor/mago está en las reacciones de tu público. Por lo tanto, el espectáculo estará pensado para que se sientan siempre interpelados y, de forma activa o pasiva, participen del espectáculo. No obstante, cabe decir que el público de teatro y el público que te contrata para un evento privado son distintos.

En el primer caso (teatro), el público viene dispuesto a formar parte del espectáculo. Ha pagado una entrada y desde que cruza la puerta sabe que él ha decidido ir a verte. Cuando actúas para un evento privado, si bien el anfitrión te ha contratado, los otros invitados muchas veces desconocen que vas a actuar.

Es aquí donde tienes que centrar todos tus esfuerzos: desde los primeros segundos tienes que demostrarles que lo que les vas a mostrar va a ser interesante, divertido y que se lo pasarán mucho mejor si deciden participar en el espectáculo que lo contrario. Lleva tiempo darte cuenta de esto pero, una vez descubres el secreto, te sirve tanto para eventos privados como para teatros e incluso, para televisión (donde cada segundo es oro).

¿Qué tipo de espectáculos ofrecéis a nivel privado? ¿Cómo se puede pedir un presupuesto de estos servicios?

Ofrecemos desde magia de cerca a espectáculos de gran formato, siempre adaptándonos a las necesidades del cliente. Lo primero a conocer, a parte de la fecha del evento, es el lugar y la cantidad de público que asistirá, para recomendar uno u otro formato. También, lo mejor es poder hablar con el cliente para ofrecerle ideas nuevas.

En una ocasión, un cliente nos llamó para pedir un espectáculo de magia de cerca y, finalmente, le ofrecimos un espectáculo de magia de escenario de pequeño formato con participación y mentalismo. Es decir, cada evento es distinto y se puede adaptar para sacar el mayor partido. A veces, el impacto del espectáculo puede crecer exponencialmente si, por arte de magia, aparece el logotipo de la empresa, o el regalo de cumpleaños.

También, personalmente me gustan los retos imposibles: una vez nos pidieron actuar para una marca de coches en la que el concesionario no disponía de suficiente espacio para hacer aparecer el nuevo modelo de coche. Tuvimos que diseñar un número para recrear la aparición mágica del coche a través de una pantalla gigante en directo en otro punto de la ciudad. Un mezcla entre aparición y transposición de la que estoy muy orgulloso. 

Así que, cualquier persona que esté interesada en un espectáculo o incluso solo un efecto de magia, le invitamos a ponerse en contacto con nosotros por cualquier vía (teléfono, e-mail, WhatsApp, Instagram…) y, sin compromiso, le ofreceremos una solución que seguro sobrepasará sus expectativas. 

Capta a tu público con el toque mágico del Mago Llorens

La magia es una transgresión de la realidad. Es, como decía Jorge Luis Borges, una causalidad distinta. Al menos así debe ser percibida por el público, quien tiene que quedar ensimismado en el número de magia como consecuencia de la calidad de este. Ese ensimismamiento, esa habilidad de maravillar al espectador es lo que caracteriza al Mago Llorens, especialista en magia de gran formato con efectos sofisticados que hacen de una presentación o un evento un espectáculo inolvidable.

Comparte el artículo:
Condividi su Facebook Condividi su Twitter Condividi su Linkedin Condividi su Linkedin Condividi su Linkedin
Publicado el 10 marzo 2020 por Marta Sánchez
Últimos Artículos:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cómo funciona ProntoPro

Haz una solicitud
1

Haz una solicitud

Dinos que te hace falta en pocos clics
Compara los presupuestos
2

Compara los presupuestos

En poco tiempo recibirás 5 presupuestos personalizados.
Elige al profesional
3

Elige al profesional

Elige al profesional más adecuado para ti después de haber comparado las ofertas y consultado los perfiles.