Pilates y Aeroyoga para reforzar tu salud y bienestar

Publicado el 2 julio 2020 por Marta Sánchez
Condividi su Facebook Condividi su Twitter Condividi su Linkedin Condividi su Linkedin Condividi su Linkedin

Ulises Gutiérrez, instructor de Pilates, Power Yoga y Aeroyoga en Almería, donde vive y ejerce su profesión hoy en día, es natural de Granada (España). También realiza consultas online y para este año prepara seminarios presenciales sobre salud en general. Es un apasionado del movimiento, del aire libre y de la naturaleza.

Ulises trabaja en una empresa pequeña que cuenta con dos personas desde los comienzos hace ya 16 años. Su hermano Héctor, fisioterapeuta y osteópata, se encarga del área clínica de tratamiento de lesiones y problemas físicos, además de utilizar un enfoque muy novedoso basado en la alimentación: la terapia PNIc (psiconeuroinmunología clínica). Ulises, por su parte, empezó trabajando de auxiliar, pero desde hace 7 años lleva el área de rehabilitación basada en el movimiento a través de Pilates, Yoga, Aeroyoga y Movimiento Natural.

Está formado en Pilates, Power Yoga, Aeroyoga, MovNat y Animal Flow, pero nunca deja de leer, investigar, experimentar y formarse. Le encanta todo lo relacionado con el movimiento y su poder restaurador y regenerador. Lo que sí ha cambiado desde hace poco más de un año es un acercamiento más natural y consciente al movimiento.

Su motivación inicial para dedicarse a este trabajo fue la necesidad, ya que en sus nuevas instalaciones contaban con una sala de unas dimensiones adecuadas para hacer trabajo con movimiento y ejercicios, y al estar él disponible, se empezó a formar, primero con Pilates, luego con Aeroyoga y Yoga, y últimamente con técnicas más enfocadas al movimiento natural.

¿Qué es lo que más os apasiona en Vera-Salud Pilates de impartir clases de Aeroyoga? ¿Por qué decidisteis dedicaros a este ámbito para beneficiar el plano físico y mental de vuestros clientes?  

Lo que más me sorprende del Aeroyoga es la versatilidad que te ofrece el columpio. Al ser un elemento que se cuelga del techo y que te permite trabajar completamente en suspensión, los estímulos y retos para el practicante son muy diferentes y exigentes, aunque siempre se puede adaptar la sesión y enfocar el trabajo hacia unos beneficios más restaurativos y relajantes. 

Decidimos formarnos y ofrecer Aeroyoga, primero, porque en aquella época no había nada parecido en nuestra provincia, y en toda España había muy pocos espacios que ofrecieran esta actividad. Además, los beneficios, sobre todo para los dolores de espalda (descompresión de la columna, liberación de la circulación nerviosa, liberación de la tensión de la musculatura postural), son muy importantes y se pueden disfrutar desde el primer día, no hace falta ser un alumno experto en Aeroyoga.

¿Qué parte de vuestro equipo de trabajo es esencial para impartir las mejores clases de Aeroyoga? ¿Hay algún elemento que nunca debería faltar?  

El único equipo imprescindible es el columpio y un sitio donde colgarlo (en nuestro centro tenemos una estructura de metal colgada del techo donde se enganchan los columpios). De hecho, con el buen tiempo, a veces nos llevamos a los alumnos al exterior y colgamos los columpios en estructuras en los parques, árboles o playas para hacer nuestra sesión de Aeroyoga en un espacio diferente y al aire libre. 

Aparte del columpio, siempre utilizo en mis sesiones música relajante, incienso, y sobre todo en invierno, para la parte final de relajación, utilizamos una terapia con piedras calientes: caliento unas piedras en un horno y luego utilizamos esas piedras calientes en sitios específicos del cuerpo para guiar la meditación (frente, pecho, abdomen, caderas, zona lumbar, etc). Aparte de eso, se requiere una esterilla, no necesitamos nada más.

¿Cuáles son los beneficios que proporciona el Aeroyoga? ¿Qué recomendaciones le darías a quienes nunca han incursionado en esta práctica beneficiosa para el cuerpo? 

Para mí, el principal beneficio que obtengo del Aeroyoga es a nivel de la espalda y la columna. Todo trabajo en suspensión alivia la tensión de la espalda y de la musculatura profunda. Si a eso le añadimos el hecho de colgarnos completamente boca abajo, los beneficios a nivel circulatorio, de descompresión de la columna vertebral y de las articulaciones, a nivel de respiración, de liberación de la tensión del suelo pélvico, etc, son maravillosos.

Además de éstos, lógicamente, como en cualquier sesión de yoga, tonificamos el cuerpo, mejoramos nuestra elasticidad y flexibilidad, nuestra propiocepción (sobre todo al trabajar en suspensión) y nuestra atención y concentración. Yo trabajo mucho la respiración, por lo que los beneficios a este nivel también son muy importantes.

La recomendación para aquellos que se quieran acercar a esta práctica sería que lo hagan, primero, en un centro con cierta experiencia. Estamos colgados en el aire, y si no se cumplen ciertos requisitos en cuanto a seguridad, nos podemos hacer mucho daño si nos caemos o el columpio se descuelga. Además, también es normal que si no nos acercamos a las inversiones (posturas boca abajo) de manera progresiva, pueden aparecer mareos y sensaciones de angustia. Por lo demás, salvo que haya alguna contraindicación como es el caso de la hipertensión, no habría ningún problema en practicar Aeroyoga.

Según tu experiencia, ¿es necesario prepararse mental y físicamente para introducirse en la práctica del Aeroyoga? ¿Cuánto tiempo debe invertir un principiante para ver resultados en su bienestar físico y mental?

Según mi experiencia, no es necesario seguir una preparación especial para iniciarse en la práctica del Aeroyoga. Sí que el acercamiento a las posturas completamente invertidas requiere tiempo (en mis grupos avanzados, que llevamos ya 6 años, mis alumn@s pasan 30-40 minutos de sesión boca abajo), pero en un par de meses mis alumn@s ya son capaces de pasar 15 minutos colgados boca abajo, el tiempo mínimo para que se noten los beneficios de la descompresión en la columna de manera clara.

Para el resto de beneficios, desde el primer día se va a poder sentir y disfrutar del trabajo con la respiración, con la tonificación y con la flexibilidad. Y por supuesto, el beneficio mental a través de la parte final de meditación.

Dale a tu cuerpo un refuerzo con actividades divertidas

En Vera Salud Pilates, los hermanos Héctor y Ulises Gutiérrez ofrecen a sus clientes y pacientes las múltiples ventajas de actividades como el MovNat, el Yoga, el Pilates, el Aeroyoga, el Power Yoga y el Animal Flow . Además, en cuanto el clima lo permite, procuran realizar estas actividades al aire libre, siempre en un entorno de grupo que procura que los ejercicios sean seguros y entretenidos, logrando un ambiente de diversión que favorece el enfoque hacia el bienestar y el aprovechamiento de los beneficios de estos ejercicios.

Comparte el artículo:
Condividi su Facebook Condividi su Twitter Condividi su Linkedin Condividi su Linkedin Condividi su Linkedin
Publicado el 2 julio 2020 por Marta Sánchez
Últimos Artículos:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cómo funciona ProntoPro

Haz una solicitud
1

Haz una solicitud

Dinos que te hace falta en pocos clics
Compara los presupuestos
2

Compara los presupuestos

En poco tiempo recibirás 5 presupuestos personalizados.
Elige al profesional
3

Elige al profesional

Elige al profesional más adecuado para ti después de haber comparado las ofertas y consultado los perfiles.